Todo ellos se atrevieron a probar el porno en realidad virtual

Y tú, ¿lo harías?
Varios voluntarios accedieron a someterse a esta curiosa prueba usando el Oculus Rift, un dispositivo de realidad virtual que aún se encuentra en fase de desarrollo y que se vende por el módico precio de 350 $. Tras “disfrutar” de su visionado, se prestaron a compartir su opinión delante de las cámaras.

Para no destriparte el final, lo único que vamos a decirte es que hubo reacciones… para todos los gustos.

Compártelo con todos: