“Cada día tomo una ducha caliente, con la esperanza de no ver mi cuerpo reflejado en el espejo”